martes, diciembre 7, 2021

Escasez de magnesio puede desatar una pesadilla económica en Europa

Alejandro Gil Rivero
Periodista de profesión, estudioso de la economía política clásica, capacitado para manejar una amplia gama de espacios que abarcan el mercado de valores, comercio internacional, criptomonedas y Blockchain. Para más detalles de mis publicaciones, contácteme en redes sociales.
- Publicidad -

Te puede interesar

Las consecuencias de la crisis energética en China, siguen golpeando a la economía mundial, sobre todo en el hemisferio occidental. Una de las commodities que amenaza con causar estragos es el magnesio, cuya escasez puede provocar la pérdida de miles de puestos de trabajo. A la par de la pérdida de empleos, también se podrían convulsionar distintas áreas industriales.

Debe tenerse en cuenta que esta materia prima se usa con la finalidad de endurecer las aleaciones con aluminio y con acero. Por ello, es crucial para un ilimitado número de industrias que van desde la automotriz hasta la del embalaje. Lo trágico de este caso, es que las reservas en la UE se podrían agotar para finales de noviembre.

En otras palabras, las autoridades del continente europeo están obligadas a apoyar a China en su estabilización energética. Cada día que China falla en solucionar este problema, será de mayores tormentos para muchas industrias. Particularmente, aquellas que dependen de la importación de materias primas de esa nación.

¿Qué se puede esperar de esta escasez de magnesio?

La escasez de magnesio proveniente de China, puede ser uno de los grandes problemas en la economía y del que nadie quería hablar. No obstante, el inminente agotamiento de las reservas de este commodity en la zona europea y en los propios Estados Unidos enciende las alarmas en múltiples sectores.

El resultado principal que derivaría de este problema, sería el aumento de los precios en los productos fabricados con aluminio y acero. Como ya se resaltó, el trabajo con aluminio requiere magnesio para que las aleaciones se completen. El siguiente problema, lo enfrentarían miles de familias debido a la pérdida de puestos de trabajo.

Asimismo, las empresas que dependen de esta materia prima para sus operaciones, también se verán obligadas a tomar medidas. Entre ellas, la disminución de producción y recorte de plantillas y probablemente en poco tiempo, la paralización completa. Esto último dependiendo del tiempo que le lleve a China estabilizar el suministro de energía para sus actividades normales.

Llegados a este punto, la crisis de escasez de magnesio se suma a la larga lista de dolores de cabeza que sufren los países desarrollados. Entre estos problemas se cuenta la bomba a punto de estallar de las cadenas de suministro y los precios internacionales de los hidrocarburos.

La escasez de magnesio puede ser causante de la pérdida de miles de empleos en Europa. Las autoridades buscan solución junto a los proveedores y las autoridades de China. Fuente: Financial Times
La escasez de magnesio puede ser causante de la pérdida de miles de empleos en Europa. Las autoridades buscan solución junto a los proveedores y las autoridades de China. Fuente: Financial Times

La crisis de energía en China

La dependencia de la industria occidental de China, queda en evidencia en estos momentos en los que el Pekín tiene problemas internos. El giro de China para adoptar energías limpias, significó el cierre de decenas de minas de carbón en todo el país. Ahora, una temporada mala para la generación de energía eólica e hidroeléctrica pone a la industria local en apuros.

Las autoridades importan carbón para evitar el colapso, pero la escasez de energía es tal que el racionamiento se impone como una necesidad. Decenas de plantas y fábricas se paralizaron parcial o totalmente durante las últimas semanas lo que impactó de manera directa en el comercio.

Entre las exportaciones afectadas, se encuentra la de magnesio, cuya escasez comienza a sentirse en varias partes del mundo. En la UE ven en pocas semanas el agotamiento total de las reservas de esta materia prima. Por otro lado, en Estados Unidos, algunas ramas consideran tomar medidas a partir del año que viene.

Se debe destacar que Europa compra el 95% de sus reservas de magnesio a China, lo cual explica el nivel del problema en ese continente. Así, desde el mes de septiembre, la producción se redujo de manera crítica en China debido al problema señalado más arriba.

Inician las conversaciones entre la UE y China

Para buscar una solución al problema, la Comisión Europea, inició una ronda de conversaciones con las autoridades de China. La meta, es buscar soluciones a la potencial crisis que se avizora en el horizonte.

En ese sentido, un vocero del ente de la UE declaró a Reuters que la comisión es consciente de la grave escasez de magnesio que se vive en el continente. Asimismo, explica que están monitoreando de cerca el problema de crisis en las cadenas de suministro.

«Estamos planteando este problema con nuestras contrapartes chinas para abordar la escasez inmediata. Igualmente, estamos evaluando soluciones a largo plazo para abordar esta dependencia estratégica», expresó el funcionario vía e-mail.

- Publicidad -

Posts relacionados

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -

Lo más reciente

- Publicidad -