miércoles, septiembre 28, 2022

Los riesgos ante la escasez de combustible hacen atractivas las acciones de energía para los inversores

Isaac Suárez
Tecnólogo, estudiante de Ingeniería Eléctrica e Industrial, apasionado por el Criptomundo, las tecnologías emergentes y todo lo relacionado con los mercados globales.
- Publicidad -

Te puede interesar

Las acciones del sector energético podrían recibir un fuerte impulso debido al creciente interés de los inversores, que tienen como objetivo beneficiarse del aumento de los precios de la electricidad y la escasez de combustible que se espera para finales del año actual.

En una reciente encuesta de MLIV Pulse, dos tercios de los participantes mostraron su intención de aumentar su exposición en las acciones de energía durante los próximos seis meses. 

Además, en los últimos meses, los inversionistas han observado que los precios de la electricidad y el gas natural han impulsado la inflación global y sumado al pronóstico de que Rusia restringa el flujo de gas natural a Europa, se provocará una escasez de combustibles impulsando las acciones del sector.

Encuesta de MLIV Pulse sobre el interés de los inversores en las acciones de energía. Fuente: Bloomberg
Encuesta de MLIV Pulse sobre el interés de los inversores en las acciones de energía. Fuente: Bloomberg

Actualmente, las acciones de energía son uno de los principales activos en los mercados de valores globales. El índice S&P 500 Energy ha repuntado un 70% en lo que va del año, debido al incremento de los precios del petróleo y gas.

«Definitivamente, quiero seguir invirtiendo en acciones de energía debido a las enormes restricciones en el suministro». Expresó en una entrevista Chris Wood, jefe global de estrategia de Jefferies LLC. Además, agregó: «La otra razón para poseer acciones del sector energético es simplemente que necesita una protección contra el creciente riesgo de una escalada en Ucrania».

La Unión Europea aplicará racionamientos más drásticos de ser necesarios

La peor crisis energética de Europa en cinco décadas está teniendo como consecuencia que el racionamiento parezca casi inevitable durante este invierno.

La Unión Europea ha creado un objetivo de reducción de la demanda del gas del 15% con la opción de volverlo obligatorio de ser necesario. Además, también ha advertido sobre «reducciones más drásticas» si las temperaturas son especialmente bajas.

Asimismo, en la encuesta de MLIV Pulse, casi las tres cuartas partes de los 814 encuestados esperan que los precios de la electricidad y el gas natural impulsen más la inflación durante este invierno. Una mayoría similar dijo que si hubiera escasez en los próximos seis meses, sería de combustibles claves, incluido el gas natural.

La falta de logística e inversiones durante el intento de alejarse de los combustibles fósiles, han dejado los suministros globales incapaces de cubrir el repunte de la demanda posterior a la pandemia de Covid-19.

«En última instancia, estamos ante la venganza de la vieja economía, si no se invierte en la vieja economía, vuelve para atormentarte». Comentó en una entrevista Jeff Currie, director de investigación de materias primas de Goldman Sachs Group Inc. «La única forma de resolver el problema energético es mediante la inversión, y las compañías petroleras son el conducto para resolver el problema», agregó.

La ola inflacionaria en Europa no se detiene

El aumento de los precios de la energía ha golpeado a las principales economías con una brutal ola inflacionaria, alcanzando niveles récords en Europa. En agosto, Goldman Sachs advirtió que la inflación del Reino Unido podría superar el 22% para el 2023, si el gas continúa aumentando.

Por otro lado, los economistas predicen cada vez más una recesión en la zona del euro en los próximos trimestres. Esto a medida que el costo de vida aumenta, socavando el repunte económico postpandemia.

«No son solo las materias primas las que aumentarán la inflación, sino también la reacción del gobierno a los altos precios de las materias primas». Expresó Anna Mikulska, del Instituto Baker de la Universidad Rice.

«El efecto negativo de inyectar más dinero en la economía será la inflación. Además, una reducción artificial de los precios de la energía conducirá a una mayor demanda y precios más altos, en una especie de círculo vicioso». Agregó Mikulska.

Por ello, los inversores alcistas tendrán que poner los nervios a prueba en los próximos meses a medida que la ola inflacionaria golpea la economía. Cabe destacar que la demanda en China, el segundo consumidor del mundo, sigue eclipsada por la crisis inmobiliaria y las restricciones de la pandemia.

Además, en el mercado petrolero ya hay señales de que se está produciendo una caída de la demanda, con una disminución de los precios del crudo de aproximadamente un 24% en los últimos tres meses.

La mayoría de los encuestados espera que los precios del petróleo se mantengan entre $70 dólares y el máximo de este año de $139 dólares, y solo el 10% considera que el crudo pueda superar ese nivel. 

En la tarde del lunes, los futuros de petróleo Brent aumentaron poco más del 1%, ubicándose actualmente en $93,95 dólares.

La OPEP+ intervendrá en caso de ser necesario

La volatilidad de los precios de la energía, en sí representa un riesgo para el sistema financiero mundial. Esto debido a que el aumento de los precios obliga a las empresas de servicios públicos a ofrecer más garantías para los contratos de suministro de combustible adquiridos con préstamos.

Sin embargo, los alcistas de la energía no se perturban, incluso si una desaceleración económica global hace que los precios del petróleo colapsen, ya que ven otra línea de defensa en la organización de productores OPEP+, liderada por Arabia Saudita. La OPEP+ demostró su disposición a intervenir al anunciar un recorte de producción simbólico a principios de este mes.

«Seguimos advirtiendo sobre mercados significativamente más ajustados a fin de año», dijo Amrita Sen, analista jefe de petróleo de la consultora Energy Aspects. «La OPEP+ ha proporcionado un precio de venta que debería servir como un claro recordatorio de que detendrán la acumulación de reservas en caso de que la economía mundial caiga en una recesión severa».

Es importante señalar que la mayoría de los encuestados comentaron que mantendrán su exposición al S&P 500 durante el próximo mes. 

- Publicidad -

Posts relacionados

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -

Lo más reciente

- Publicidad -