viernes, marzo 1, 2024

Descenso en el precio del petróleo: Impacto de la situación en China y Libia

Alejandro Gil Rivero
Alejandro Gil Rivero
Alejandro es licenciado en comunicación social enfocado en las áreas de economía y finanzas.
- Publicidad -

Te puede interesar

El precio del petróleo, un indicador crucial en la economía global, continúa su tendencia descendente. Este fenómeno es el resultado de una serie de eventos internacionales, con China y Libia como protagonistas principales. A pesar de los esfuerzos de los productores y exportadores de crudo por estabilizar el mercado, las noticias no son alentadoras.

En Libia, uno de los mayores campos petroleros ha reanudado sus operaciones tras un cierre temporal debido a una manifestación, según informes de Bloomberg. La reactivación de este campo petrolero ha marcado una segunda jornada de retrocesos para el crudo.

China y su impacto en el precio del petróleo

Por otro lado, los datos económicos de China muestran signos preocupantes de desaceleración. Como uno de los mayores compradores de crudo del mundo, cualquier cambio en la economía china tiene un impacto significativo en el precio del petróleo. John Evans, analista del broker PVM Oil Associates Ltd., comentó a Bloomberg que las condiciones internas actuales en China no generan buenos sentimientos para los alcistas del petróleo.

La economía china creció un 6,3% durante el segundo trimestre de 2023, una cifra por debajo de las expectativas. Proyectado anualmente, esta tasa se coloca en 3%, es decir, por debajo del 9% del primer trimestre. Este escenario podría propiciar una etapa bajista o correctiva para el precio del petróleo tras una semana de fuertes incrementos.

La OPEP+ y su rol en el precio del petróleo

Los miembros de la OPEP+ repasan las acciones a tomar en cuanto a recortes si el precio del petróleo sigue en descenso. Sin embargo, esta no es una decisión tan mecánica como recortar y subir. La misma está acompañada de grandes riesgos, tanto para los productores como para la economía mundial.

Si el recorte de la producción es muy fuerte, se podría generar una situación de destrucción de la demanda. En otras palabras, los consumidores dejarían de comprar o disminuirían drásticamente sus importaciones. El resultado de esto sería la generación obligada de sobreoferta y nuevamente el precio retrocedería.

Por otra parte, si el recorte no es lo suficientemente agresivo, los productores recibirían menos ingresos porque el precio continuaría bajando y ahora venderían menos. En consecuencia, se trata de un equilibrio que depende de muchos factores, a los que se suma una posible recesión de la economía de Estados Unidos.

A pesar de la volatilidad, que ahora se muestra bajista, el mercado del crudo parece ajustarse luego de medidas de los productores. El petróleo ruso de los Urales habría experimentado algunos movimientos que le llevan por encima del tope de $60 dólares por barril impuesto por Occidente.

Esto último es particularmente preocupante porque generaría problemas bancarios y de transporte a los países que paguen por encima de ese tope. De cualquier modo, el precio del petróleo sigue dando señales cruzadas que podrían terminar mal para la economía.

¿Qué se espera del mercado petrolero?

El precio del petróleo sigue en una tendencia indeterminada para los mercados como consecuencia de las condiciones cambiantes que le rodean. Recientemente, los factores ayudaron a subir brevemente el precio hasta la marca de $80 dólares por barril. Entre los impulsores más importantes está el acuerdo de recortes del eje OPEP, Rusia y Arabia Saudita. A estos se sumó la interrupción de actividades en el nombrado campo petrolero libio y la interrupción en curso en Nigeria.

Durante las últimas tres semanas, el valor de este recurso natural no renovable muestra un notable ascenso. Sin embargo, estas últimas jornadas el prospecto parece cambiar en favor de un desplome. A todo esto, se deben sumar las predicciones pesimistas sobre la economía.

Algunos expertos creen que el actual crecimiento de los mercados financieros es irracional y una burbuja está cerca de estallar. Aunque los anuncios de recesión parecen ser más moderados, es posible que el peligro de que la misma se haga presente es real. Hasta ahora, el precio del barril de petróleo en el índice Brent es de $78,79 dólares. En tanto, el valor de referencia estadounidense WTI es de $74,58 dólares por barril, según datos de Oilprices.com.

El precio del petróleo entra en una posible tendencia a la baja.
Luego de tres semanas de subidas, el precio del crudo parece dispuesto a retroceder en los distintos índices. Fuente: Bloomberg.

Un antídoto contra los toros

Pero la mayor fuerza de presión bajista para el precio del petróleo viene desde China. Los datos económicos de ese país se muestran desalentadores, lo que sugiere un retroceso de la demanda en uno de los mayores compradores de crudo de todo el mundo.

Esto quiere decir que lo que suceda en China es extremadamente determinante para el precio de esta materia prima. «China sigue siendo un antídoto frente a los toros», comenta a Bloomberg a propósito el analista del broker PVM Oil Associates Ltd., John Evans.

«Los datos de China siempre se esperaban con cierto grado de esperanza, al menos para los alcistas. El contexto económico contemporáneo para el conductor de Asia ahora parece estar listo para los bajistas», recalca.

Recientemente, las autoridades del país comunista mostraron un crecimiento del PIB de 6,3% durante el segundo trimestre de 2023. Se trata de un estirón por debajo de las expectativas. Proyectado anualmente, esta tasa se coloca en 3%, es decir, por debajo del 9% primer trimestre.

De este modo, todo estaría dispuesto para que el precio del petróleo entre en una etapa bajista o correctiva luego de una semana pasada de fuertes incrementos.

- Publicidad -

Posts relacionados

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -

Lo más reciente

- Publicidad -