jueves, junio 17, 2021

Economistas del Deutsche Bank aseguran que «una bomba de tiempo» estallará a causa de la inflación

Samantha Jimenez
Periodista freenlance, venezolana curiosa. Me complace trabajar con el periodismo digital e impreso.
- Publicidad -

Te puede interesar

La inflación es una «bomba de tiempo» mundial que podría conducir en los próximos años a una crisis con efectos devastadores. Así lo aseveran en un nuevo pronóstico economistas del Deutsche Bank. Los economistas del Deutsche Bank advierten que centrarse en los estímulos y descartar los temores inflacionistas resultará un error, si no en el corto plazo, sí para 2023 y más allá.

El análisis del Deutsche Bank aborda especialmente la Reserva Federal de Estados Unidos. Y, su plan de tolerar una mayor inflación en aras de una recuperación completa e inclusiva tras la pandemia.

La institución germana considera que la intención de la Fed de no endurecer su política hasta que la inflación muestre un aumento sostenido tendrá impactos nefastos.

«Una cadena de dificultades financieras en todo el mundo» sostienen analistas del Deutsche Bank

«La consecuencia de la demora será una interrupción de la actividad económica y financiera mayor para cuando la Fed finalmente actúe». Sostiene el economista jefe del Deutsche Bank, David Folkerts-Landau, y sus coautores.

Los economistas del Deutsche Bank, alertan que esto, a su vez, «podría crear una recesión significativa. Así, como desencadenar una cadena de dificultades financieras en todo el mundo, particularmente en los mercados emergentes». 

Indicadores como los índices de precios para el consumidor en gastos de consumo personal, están en Estado Unidos muy por encima del límite de inflación de 2% planteado por la Fed.

Sin embargo, los reguladores estadounidenses argumentan que el actual aumento inflacionario es temporal y disminuirá una vez que desaparezcan las interrupciones de suministros. Así como los efectos básicos de los primeros meses de la crisis pandémica del coronavirus.

El equipo del afamado banco alemán, por su parte, predice que los agresivos estímulos y otros cambios económicos fundamentales llevarán a una inflación que la Fed no estará preparada para abordar.

Inflación al alza todo el año

Se espera que durante todo el curso esta situación siga en aumento. Y, los analistas de la entidad señala que los bancos centrales se encuentran cómodos con esta situación. Y, que en este sentido, no van a actuar. Pues esperan que las tasas bajas vuelvan a aparecer el curso que viene por lo que se necesitará de nuevo estímulos para elevarla.

En este contexto, David Folkerts-Landau, señala que puede que tarde en estabilizarse una inflación alta hasta 2023. «Pero la inflación volverá a surgir. Y, aunque es admirable la paciencia de la Fed, descuidarla es una bomba de relojería con efectos devastadores para los más vulnerables de la sociedad».

Avisos de una recesión «significativa»

Por ello cree que no actuar supondría una «recesión significativa» que creará problemas financieros alrededor del globo, sobre todo en los mercados emergentes. Así, Folkerts-Landau, considera que el marco actual, aunque la globalización ha dado los crecimientos actuales, puede dar cada vez más espacio a la «desglobalización».

Con todo, su conclusión es: «Tras años de expectativas para la inflación muy bajos nos encontramos mal preparados para el cambio dramático. Y es que, a día de hoy, muchos precios de los activos dependen del respaldo de los bancos centrales. Así como de una política de tipos a la baja donde la liquidez ha marcado el mundo tras el 2008».

- Publicidad -

Posts relacionados

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -

Lo más reciente

- Publicidad -