domingo, enero 16, 2022

Nueva variante del Covid-19 impacta en la curva del petróleo

Alejandro Gil Rivero
Periodista de profesión, estudioso de la economía política clásica, capacitado para manejar una amplia gama de espacios que abarcan el mercado de valores, comercio internacional, criptomonedas y Blockchain. Para más detalles de mis publicaciones, contácteme en redes sociales.
- Publicidad -

Te puede interesar

La más reciente variante del coronavirus, denominada ómicron por parte de la Organización Mundial de la Salud, (OMS) tendrá un impacto en el precio del crudo. En consecuencia, se destaca que una parte clave de la curva del petróleo se desmoronó como consecuencia de los temores por el virus. Los especialistas esperan que los precios de este commodity sufran una notable corrección como resultado.

Se destaca que este derrumbe en la curva de futuros sucede durante la edición del Black Friday en Estados Unidos. Además, se espera la reacción de los mercados la próxima semana, teniendo en cuenta que las pasadas jornadas no hubo operaciones en el país norteamericano. Esto último se debe a la celebración del día de acción de gracias.

Pese a ello, el principal elemento en medio de este contexto, es el miedo del potencial de la nueva variante del Covid-19. Uno de los mercados más afectados y que puede servir como termómetro, es el de las criptomonedas. Los más importantes de estos activos digitales, sufrieron un significativo derrumbe durante la jornada de este viernes.

¿Qué podría pasar con la curva del petróleo?

Como ya se destacó, la curva de futuros de petróleo se derrumbó de manera aparatosa durante esta jornada debido a la variante ómicron. La caída en la brecha de los dos más importantes futuros del mes de diciembre, se dio debido a algunas alertas sobre la mencionada variante. Una de ellas, salió de la propia OMS, la cual le dio la calificación de «variante de preocupación».

Asimismo, se espera un pronunciamiento más claro (previo estudio correspondiente) de los principales centros científicos. No obstante, todo parece indicar que el grado de mutación de esta variante podría ser sumamente alto. Incluso, algunos medios como la BBC, señalan que existe la posibilidad que esta nueva forma del virus no sea neutralizada por las vacunas actuales.

Sea esto último cierto o no, la sola posibilidad tiene un impacto considerable en los mercados mundiales. El petróleo seguramente será uno de los que se llevará la peor parte. En palabras cortas, se puede decir que la nueva variante viene a frenar en seco lo que parecía un indetenible camino del precio del crudo hacia los $100 dólares por barril.

En medio de este contexto, se espera una reacción generalizada. La primera señal, fue el desplome de la curva del petróleo en las opciones futuras. En el mercado petrolero, la ómicron parece jugar en favor del bando de los países consumidores.

Este viernes, la curva del petróleo se desplomó de manera importante en relación a los futuros más cercanos del mes de diciembre. La razón, el temor a la nueva variante ómicron del Covid-19. Fuente: Bloomberg
Este viernes, la curva del petróleo se desplomó de manera importante en relación con los futuros más cercanos del mes de diciembre. La razón, el temor a la nueva variante ómicron del Covid-19. Fuente: Bloomberg

¿Se decantará el conflicto entre la OPEP+ y los países consumidores?

La aparición de esta nueva variante del virus, parece llegar para enfriar el pleito entre la OPEP+ y los países compradores de petróleo. Los altos precios, se venían convirtiendo en una amenaza para la recuperación económica mundial. En ese sentido, los líderes mundiales, encabezados por el presidente estadounidense, Joe Biden, iniciaron una política de máxima presión.

La solicitud, era que la OPEP aumentara la producción de crudo para estabilizar los precios. Sin embargo, esta última se niega rotundamente. Hasta ayer, todo indicaba que el problema escalaría, con los Estados Unidos más belicoso y una OPEP amenazante de congelar temporalmente la producción.

Así, la curva del petróleo en lo que concierne a los futuros más cercanos correspondientes a diciembre, parece caer en medio de los contendientes. De bajar de manera importante los precios del crudo, es de esperar qué acciones tomarán los países productores para evitar una caída libre como la de marzo de 2020.

A pesar de esta aparente ventaja para los países consumidores, no todo parece ser color de rosas. La gravedad de la nueva variante puede traer consecuencias lamentables para la economía internacional. Esto porque las medidas de subsidios obligatoriamente se alargarían, aumentando la peligrosidad en el índice de inflación.

- Publicidad -

Posts relacionados

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -

Lo más reciente

- Publicidad -