lunes, diciembre 6, 2021

7 consejos valiosos de Josh Tetrick para emprender un negocio

Samantha Jimenez
Periodista freenlance, venezolana curiosa. Me complace trabajar con el periodismo digital e impreso.
- Publicidad -

Te puede interesar

Luego de que Singapur se convirtiera en diciembre en el primer país del mundo en aprobar la venta de pollo cultivado de manera artificial, Josh Tetrick, fundador y director ejecutivo de la compañía Eat Just que desarrolla este producto, ha explicado en una entrevista con Make It de CNBC cómo nació la idea, cómo se crea la carne, qué esperanzas tiene su empresa de cara al futuro y algunos consejos útiles que podrías tener en cuenta si estás creando tu propia empresa.

En diciembre de 2020, su pollo de laboratorio se convirtió en la primera carne cultivada en recibir la aprobación regulatoria en Singapur para consumo humano. Poco tiempo después, se estaba ofreciendo en restaurantes, lo que la convirtió en la «primera venta comercial del mundo de carne de cultivo celular».

El huevo vino primero

De entrada, Josh Tetrick recuerda que la historia comenzó en 2011, cuando él tenía menos de 3.000 dólares en su cuenta bancaria y decidió crear una empresa de alimentos «que sacara al animal vivo de la ecuación del sistema alimentario».

El empresario explicó que, antes que nada, decidió buscar una manera de hacer un huevo de gallina a partir de una planta. Poco después de que fundara la empresa, el multimillonario inversionista en tecnología Vinod Khosla y su socio comercial Samir Kaul invirtieron en la idea 500.000 dólares.

Entonces, Tetrick empezó a contratar científicos de alimentos y bioquímicos y biólogos moleculares, químicos analíticos, chefs y, años de experimentación. Más tarde, el equipo descubrió que el frijol mungo, una legumbre rica en proteínas que se usa comúnmente en las cocinas de Asia, lo que sería idóneo para crear huevos.

Eat Just la creación de Josh Tetrick

Así nació en 2018 el primer producto de Eat Just, el Just Egg. Hasta la fecha, la compañía ha vendido el equivalente a 100 millones de huevos hechos de plantas a los principales minoristas.

A continuación, los desarrolladores se centraron en conseguir «pollo y carne de res de verdad, pero no de plantas», apunta Tetrick, añadiendo que buscaban pollo real y carne de res real que no requiriera matar a un animal, que no requiriera el uso de una sola gota de antibióticos.

Fue entonces a fines de 2020, cuando Josh Tetrick logró una primicia mundial: su compañía de tecnología de alimentos, Eat Just. Se convirtió en la primera en el mundo en comenzar a vender pollo cultivado para consumo humano.

La aprobación histórica marca un gran paso adelante para la compañía multimillonaria, ya que tiene como objetivo interrumpir la industria establecida de la agricultura animal.

Pero no fue un viaje fácil, insistió el fundador de la empresa de nueve años, quien tenía cuatro consejos para compartir con otros posibles empresarios.

La honestidad es lo más importante según Josh Tetrick

El empresario resaltó la importancia de ser honesto consigo mismo, acerca de si está o no comprometido con una vida empresarial. Reiterando que si la persona busca tener una vida pacifica, entonces es mejor, no emprender.

«Si quieres tener una vida pacífica, no hagas esto», dijo Tetrick, y señaló que administrar un negocio a menudo puede consumir todo.

«Sé honesto contigo mismo si realmente quieres hacerlo y está totalmente bien si no es para ti».

Según el fundador de Eat Just, el emprendimiento es un camino estresante y poco pacífico, por lo que es normal que no todo el mundo pueda adaptarse a ello.

Resuelve un problema real

Por su parte, enfatizó acerca de los múltiples problemas que afectan a la sociedad, los cuales en su mayoría pueden ser un área de oportunidad para desarrollar. Tetrick, invitó a que las personas se aseguren de abordar un problema real.  Por ello es importante analizar a tus clientes y conocer a la audiencia.

«Tenemos demasiados problemas urgentes que puede ver desde la puerta de su casa, en el océano más cercano, el aire que está respirando, la comida que está en su plato, para comenzar una empresa que no se enfoca en resolver un problema, sentenció».

«Es fácil convencernos de que algo es un problema real que en realidad no lo es», continuó. «Concentre su energía en resolver problemas reales y hará que el dolor con el que tiene que lidiar sea un poco más fácil de soportar».

Desarrollar resiliencia

Por su parte, invitó a buscar técnicas para desarrollar la resiliencia para que no se desanime cuando se enfrente a desafíos en el camino.

«Le sucederán cosas malas», dijo, citando empleados no comprometidos, inversores que no brindan apoyo y retrasos en el lanzamiento de productos.

«La forma de lidiar con eso no es revolcarse en la tristeza, es lidiar con eso directamente», continuó. Es un músculo difícil de desarrollar porque es muy fácil dejarse llevar por algo negativo que sucede y dejar que te afecte al día siguiente. Entonces, tienes que encontrar alguna forma de desarrollar esa capacidad de recuperación.

Establecer una gobernanza clara

También resaltó la importancia de establecer un sistema de gobierno claro para determinar quién en la empresa toma las decisiones y cuándo: un consejo que Tetrick dijo que le hubiera gustado recibir antes. En 2017, la junta completa de Eat Just fue reemplazada luego de desacuerdos con el CEO sobre la gobernanza.

«No existe una forma correcta de configurar el gobierno corporativo, pero debería ser una forma que refleje el tipo de empresa que está tratando de construir», dijo el empresario.

«Para nosotros, esta es una empresa de gran apuesta», agregó. «No tengo ningún interés en venderle a Nestlé, no tengo ningún interés en mantenerme en privado. En última instancia, vamos a ser una empresa pública … y necesito asegurarme de que mi equipo y, en última instancia, tengo la autonomía para tomar estas decisiones».

«Los pasos limitantes»

El empresario también señaló algunas limitaciones que tuvo cuando se inició en el proceso de creación de su empresa. Resaltando que, se calcula que cada año 50.000 millones de pollos se sacrifican para la alimentación. La industria agrícola en general es responsable de entre el 10 % y el 12 % de las emisiones de gases de efecto invernadero.

Al mismo tiempo, algunos consumidores todavía se muestran escépticos sobre el valor nutricional de la carne cultivada y su idoneidad para el consumo humano, mientras que su impacto ambiental y social queda por verse. Sin embargo, Tetrick afirma que el proceso es más limpio y ético que la agricultura tradicional.

- Publicidad -

Posts relacionados

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -

Lo más reciente

- Publicidad -