sábado, abril 20, 2024

La industria multimillonaria que impulsa a Chicago podría dejar de existir

Isaac Suárez
Isaac Suárez
Tecnólogo, estudiante de Ingeniería Eléctrica e Industrial, apasionado por el Criptomundo, las tecnologías emergentes y todo lo relacionado con los mercados globales.
- Publicidad -

Te puede interesar

El compromiso de las empresas con la Ciudad de los Vientos, «Chicago», está siendo puesto a prueba por el cobro de aproximadamente $800 millones de dólares en impuestos, propuestos por un nuevo alcalde. Esto, frente a un fuerte déficit presupuestario que ha aumentado hasta los $500 millones de dólares.

Asimismo, uno de los factores que impulsa a las grandes empresas a salir de la ciudad, es un impuesto sobre las transacciones financieras, que ha alarmado a las empresas que ya estaban preocupadas por el aumento de la delincuencia, que muestra pocas señales de disminuir.

Cabe destacar que las empresas de derivados DRW, IMC, CME, Cboe, entre otras, han considerado a Chicago como su hogar durante décadas, proporcionando miles de empleos dentro de la industria financiera de más de $75.000 millones de dólares de la ciudad. Dichas empresas, son algunas de las empresas de derivados que colectivamente manejan billones de dólares al año en operaciones, engrasando e impulsando las ruedas de los mercados globales, desde opciones sobre acciones hasta futuros.

No obstante, aun los ejecutivos no han amenazado explícitamente con irse, pero según personas cercanas a la situación, está claro que considerarán abandonar la ciudad si el crimen sigue siendo un problema y se aprueba el impuesto a las transacciones financieras.

«No queremos irnos». Expresó Ed Tilly, director ejecutivo de Cboe Global Markets Inc, la empresa detrás del popular «medidor del miedo» de Wall Street, el «VIX». «Sin embargo, no podemos estar en una posición en la que estemos en desventaja en los mercados más competitivos del mundo, donde nuestros competidores no enfrentan la misma economía que nosotros», agregó.

La ciudad de Chicago tendrá un déficit presupuestario para el 2024

Por otro lado, es importante señalar que actualmente Chicago se encuentra en una situación difícil. Esto debido principalmente a que las autoridades proyectan un déficit presupuestario de $538 millones de dólares para el próximo año, con un gasto presionado por la inflación y un aumento de solicitantes de asilo que han llegado a Chicago sin dinero ni medios de sustento.

No obstante, la industria de derivados, hogar de algunas de las empresas más rentables de la ciudad, es un objetivo tentador para cerrar esa brecha. Puesto que solo el CME Group Inc y Cboe, dos empresas que cotizan en bolsa, obtuvieron ingresos ajustados combinados de más de $3.600 millones de dólares durante el año pasado.

Según la oficina del alcalde, Brandon Johnson, aún no se ha tomado ninguna decisión sobre un impuesto a las transacciones y señalaron que la administración está abierta al «diálogo con las empresas». Además, Jason Lee, un asesor principal del alcalde, señaló que Chicago tiene una «economía diversificada» y tienen suerte de «no depender de una sola industria».

«Sabemos que el tema de las transacciones financieras ha sido muy debatido y puede haber mérito en ello, pero esperamos con ansias ese debate». Expresó Jason Lee. «Lo que ha dicho el alcalde es que las soluciones no pueden impactar de manera desproporcionada a la clase media y trabajadora de nuestra ciudad», agregó.

Por ello, cualquier empresa que esté considerando salir de la ciudad, probablemente obtendría una recepción amistosa por parte de los funcionarios de Texas, Florida u otros estados del «Sun Belt» o «Cinturón del Sol», que han visto una ola de reubicaciones desde el inicio de la pandemia. 

Además, según los expertos, también Nueva York y California han perdido empresas que gestionaban cerca de $1.000 millones de dólares en activos.

La alcaldía tiene muy pocas opciones para obtener ingresos

Como ejemplo del éxodo, el año pasado el multimillonario «Ken Griffin», trasladó su negocio «Citadel LLC» a Miami, argumentando crímenes violentos fuera de control y problemas presupuestarios crónicos que afectan al estado.

Esto, a pesar de que el demócrata progresista, Brandon Johnson, sorprendió a los expertos al vencer a «Lori Lightfoot» en la carrera por la alcaldía. En ese entonces, la delincuencia era un tema importante, ya que los incidentes denunciados a la policía aumentaron un 54% desde el 2019, y Johnson se comprometió a invertir $1.000 millones de dólares para hacer una «ciudad más segura y más fuerte».

No obstante, Johnson prometió no aumentar los impuestos a la propiedad, dejando opciones muy limitadas para conseguir el dinero.

Una de sus propuestas de campaña generaría $20 millones de dólares anuales al restablecer un impuesto de $4 dólares por empleado a las grandes empresas. Además, se podrían obtener $100 millones de dólares adicionales, aumentando el impuesto sobre las compras de propiedades de «alto nivel».

Cabe destacar que la industria de derivados de Chicago, comenzó a finales del siglo XIX, cuando lo que ahora se conoce como CME, se fundó como «Chicago Butter and Egg Board», una bolsa de productos agrícolas. Producto de ello, con el paso de los años, los antiguos empleados de la bolsa se marcharon para fundar sus propias empresas.

Actualmente, la industria de derivados de Chicago emplea aproximadamente a 58.800 personas en Illinois, con una expansión del 19% durante la última década. Eso supera el crecimiento general del empleo del estado del 5,9% en ese lapso.

Puedes seguir el canal de Telegram KEY ALERTS para estar informado sobre las últimas novedades del Bitcoin, Blockchain, Metaverso e inversiones. ¡La información es poder!

- Publicidad -

Posts relacionados

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -

Lo más reciente

- Publicidad -