lunes, mayo 17, 2021
Inicio Noticias La realeza está de luto: Muere el príncipe Felipe, esposo de la...

La realeza está de luto: Muere el príncipe Felipe, esposo de la reina Isabel de Gran Bretaña

El concepto de la realeza y las monarquías es algo que para muchos pertenece a los libros de historias o a series de televisión ambientadas. Pues, en la actualidad, pocos son los países que aún mantienen este tipo de sistema de gobierno rigiendo en las decisiones políticas. Sin embargo, la monarquía más relevante y estable a lo largo de los siglos ha sido la monarquía británica. Por ello, es parte de la cultura general que todos en el mundo conozcan a los nobles y miembros de la realeza más importante del mundo. Pero, ahora la realeza está de luto, pues uno de sus miembros más respetado y querido ha fallecido: Felipe de Edimburgo.

Asimismo, la monarquía inglesa nació con la autoproclamación en el año 878 de Alfredo el Grande, rey de Wessex, como rey de Inglaterra. De modo que esta monarquía lleva ya más de doce siglos de historia.

De esta manera, Felipe tuvo que hacer varios sacrificios para poder casarse en 1947 con la entonces princesa Isabel. Y ser parte de la monarquía británica. Renunció a su título de príncipe de Grecia y Dinamarca para tomar la nacionalidad británica. Y así convertirse en duque poco antes de su boda y en príncipe de Reino Unido en 1957. Una historia que finalizó y por ello la realeza está de luto.

Es así que el príncipe Felipe, esposo de la reina Isabel II y padre de sus cuatro hijos, estuvo casado con ella más de 73 años.

Felipe, que murió este viernes a los 99 años, asumió un rol extremadamente difícil para cualquiera, quizá más para un hombre acostumbrado al mando naval.

¿Quién fue Felipe antes de ser el Duque de Edimburgo y un personaje relevante de la monarquía británica?

La realeza está de luto con la perdida de un miembro tan fundamental para ellos. Felipe de Grecia nació el 10 de junio de 1921 en la isla de Corfú. Pero como el país no adaptaba todavía el calendario gregoriano su certificado de nacimiento dice que nació el 28 de mayo de ese mismo año.

Felipe de Edimburgo era el hijo único del príncipe Andrés de Grecia y la princesa Alicia de Battenberg. Su familia huyó cuando su padre lo acusaron de alta traición a raíz de la dura derrota de los griegos por parte de los turcos.

De esta manera, evacuaron en un buque de guerra británico. Más tarde sus padres se separarían. Su padre se instaló en Montecarlo, donde acumuló importantes deudas de juego, y su madre fundó una orden de monjas antes de deprimirse y ser admitida en un asilo.

Por otra parte, su abuela materna fue la princesa Victoria de Hesse, una familia también golpeada por la tragedia. Su hermana Alix se casó con el zar Nicolás II de Rusia. Junto a la cual fue ejecutada en 1918 por los bolcheviques tras la caída de la monarquía.

Asimismo, Felipe de Edimburgo fue un gran tirador, piloto cualificado y un gran marinero consumado. Fue oficial a bordo del acorazado HMS Valiant. Y vivió en tiempos de guerra la rendición japonesa en la bahía de Tokio en 1945.

La realeza está de luto ahora que perdieron a uno de los mayores pilares para ellos, Felipe de Edimburgo.
La realeza está de luto ahora que perdieron a uno de los mayores pilares para ellos, Felipe de Edimburgo.

Finalmente, la relación de Felipe con la Reina Isabel fue compleja. Y más aún para la década de los cuarenta a la que el duque no siempre se adaptó con flexibilidad. Esto dadas las costumbres machistas imperantes en la época.

¿Cómo se conocieron la Reina Isabel y el Duque de Edimburgo? Un elemento fundamental de la historia de la monarquía británica

Isabel gestionó siempre con absoluta privacidad, ―al contrario que sus hijos— su relación Con Felipe. Y claramente hizo esto por amor. La entonces princesa hija del rey Jorge VI conoció a Felipe cuando ella solo tenía 13 años y él, 18.

Al aproximarse la Segunda Guerra Mundial, Felipe decidió seguir una carrera militar. Pues, terminó integrándose a la Marina por la tradición marinera de su familia materna.

De esta manera, en un recorrido por las instalaciones donde estudiaba que hizo el rey Jorge VI junto a su esposa y las princesas Isabel y Margarita, Felipe quedó a cargo de acompañar a las dos jóvenes.

Asimismo, fue en esta visita al barco Britannia, del Royal Naval College, cuando solo era un muchacho más. Fue sobre todo en la Navidad de 1943, momento en el que no tenía donde ir, cuando junto a un primo suyo y amigo de la familia real fue invitado al castillo de Windsor. Isabel ya tenía 17 años y, como contaba su niñera Marion Crawford en sus diarios, la joven estaba feliz «como nunca se la había visto antes».

Ellos comenzaron a enviarse cartas mientras él sirvió como un británico más en la II Guerra Mundial. Y ella estaba refugiada con su hermana Margarita en el castillo de Windsor, con sus padres en Londres.

Finalmente, en septiembre de aquel 1943, él acudió a Balmoral a pasar unos días en verano y fue ahí donde le propuso a Isabel casarse. Aunque el rey pidió esperar a que la joven cumpliera los 21 años.

La realeza está de luto con el fallecimiento de la "roca" y el soporte de la Reina Isabell II.
La realeza está de luto con el fallecimiento de la «roca» y el soporte de la Reina Isabell II.

Fue ya al acabar la contienda cuando comenzó realmente su relación. Que culminó con una gran boda en la abadía de Westminster el 20 de noviembre de 1947. Muchos años han pasado, y ahora la realeza está en un luto doloroso por su perdida.

Los sacrificios que el Duque de Edimburgo hizo por amor

Antes de que el compromiso pudiese ser anunciado, el novio necesitaba una nueva nacionalidad y un apellido. Fue entonces cuando renunció a su título griego, se hizo ciudadano británico y tomó el nombre de su familia materna.

Asimismo, tuvo que asumir que Isabel sería la imagen de poder en la relación. Tanto por el contrato de matrimonio, como por contrato militar. Pues, en el Reino Unido, la Reina es la líder militar de las fuerzas armadas y la naval.

Dejando así al Duque de Edimburgo en un vacío de poder que lo denigraba en cierto nivel según las creencias de la época. Además, en la jerarquía vertical monárquica, Isabel II siempre tendría más poder que él. Puesto que su lugar siempre sería el de consejero de su consorte.

Sin embargo, y pese a esta pérdida de poder de su parte, la boda se celebró en la Abadía de Westminster el 20 de noviembre de 1947. Desde ese día, Felipe fue reconocido como Su alteza real, duque de Edimburgo, conde de Merioneth y barón de Greenwich.

¿Por qué Felipe nunca fue Rey de Inglaterra?

Felipe, pese a estar casado con una reina, nunca se convirtió en rey. Cuando el padre de la actual reina, el rey Jorge VI, falleció en 1952, Isabel era la siguiente en la línea del trono. Pero el duque de Edimburgo no sería automáticamente coronado rey.

Esto es así, ya que en la historia de la realeza británica, los cónyuges de las reinas se conocen como príncipes consortes. Porque el título de «Rey» generalmente se transmite a quienes heredan el trono, no a quienes están casados con un miembro de la familia real.

Es importante saber que una mujer que se casa con el rey puede llamarse reina. Pero para los hombres que se casan con la monarca existen reglas diferentes. Los hombres que contraen matrimonio con la reina se los conoce como príncipes consortes, no reyes consortes. Es decir, según la tradición, el título de rey está ligado al ejercicio del poder, mientras que el de reina puede ser entendido como ceremonial.

La realeza está de luto con la perdida de su príncipe.
La realeza está de luto con la perdida de su príncipe.

¿Qué será ahora de la Reina Isabell II?

Hoy, con 94 años, y una realeza de luto, Isabel no tendrá a su «roca» que la logró sostener en los momentos más duros de su vida. Y los medios británicos ya comienzan a preguntarse qué será de la Reina ahora que Felipe de Edimburgo no estará más. «La pregunta inevitable ahora es: ¿qué pasará ahora que él ya no está allí? ¿Se apartará la reina de la mirada pública, como hizo la reina Victoria después de la muerte del príncipe Alberto? ¿Seguirá adelante independientemente? ¿O el Príncipe de Gales asumirá sus funciones?», lanza esas preguntas el diario The Times.

En una nota de análisis escrita por Valentine Low, el tradicional periódico londinense plantea la posibilidad de que finalmente Carlos, el hijo mayor del matrimonio real sea quien asuma las responsabilidades mayores de Isabel II, preparándose para su futuro reinado aunque la realeza esté de luto.

Low también apuntó palabras de la Reina refiriéndose a la importancia que tenía el Duque en su vida diaria y en sus deberes como cabeza de la Monarquía. «Es alguien a quien no le gustan los cumplidos, pero, sencillamente, ha sido mi fortaleza y mi permanencia durante todos estos años, y le debo una deuda mayor de la que jamás reclamaría, o que nunca sabremos», fueron palabras textuales de Isabel sobre su marido muerto hoy.

En los últimos años, aunque el Palacio de Buckingham se ha mostrado reacio a admitirlo, la Reina ha reducido sus compromisos públicos. Ella ya no participa en la ceremonia del Recuerdo en el Cenotafio, sino que observa desde el balcón del Ministerio de Relaciones Exteriores mientras el Príncipe de Gales lidera las capas de guirnaldas de abajo.

Pese a ese papel más destacado de su hijo, ella continuaría, pese a todo, siendo la soberana y él su heredero.

Belén Alfonsi
Belén Alfonsi
Futura internacionalista. Apasionada de la economía global y de todos los avances tecnológicos y sociales del mundo, orientados hacia las tendencias actuales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Brokers Destacados

Review del broker XTB

Review del broker XTB

Review del Broker Plus500

Review del Broker Plus500

Lo más reciente