sábado, octubre 16, 2021

¿Qué son las criptomonedas?

Lenín Navas
Soy un internacionalista venezolano apasionado por las nuevas tecnologías y las dinámicas de la Economía Internacional. Me dedico al estudio de los efectos de la Cuarta Revolución Industrial en el mundo, las oportunidades de emprendimiento en América Latina y los flujos financieros internacionales.
- Publicidad -

Te puede interesar

Atrás quedaron los tiempos en que los inversionistas podían ignorar a las criptomonedas sin ninguna consecuencia. Hoy en día, cualquiera que quiera armar un portafolio de inversiones en condiciones, debe conocer qué son las criptomonedas y cómo invertir en ellas. Pues, incluso si no queremos entrar en el cripto mercado ahora mismo, este es un conocimiento básico para entender la economía moderna. Por eso, hoy dedicaremos este artículo a enseñarte en qué consisten estos activos.

El dinero fiat tradicional

En primer lugar, y para entender en qué consiste una criptomoneda, debemos entender lo que no son, y para ello es necesario hablar del dinero fiat tradicional. Y es que, las criptomonedas como Bitcoin surgen como una alternativa al dinero fiduiciario emitido por los gobiernos de todo el mundo.

El dinero fiat, a diferencia de las criptomonedas, es controlado por entes centralizados conocidos como bancos centrales. Estos se encargan de decidir de forma exclusiva la cantidad de moneda nacional que será emitida, así como la tasa de interés que imperará en la economía nacional. Lo que le proporciona de hecho al gobierno un poder absoluto sobre el valor del dinero.

No hay más que ver los casos de países como Venezuela o Argentina. En dónde los ciudadanos poco han podido hacer frente a las decisiones en materia de política monetaria de sus gobiernos. Las cuales han llevado al debilitamiento de sus monedas nacionales, y al surgimiento de la hiperinflación en el caso venezolano, y de la inflación acelerada en el argentino.

¿Qué si es una criptomoneda?

Este control absoluto sobre el valor del dinero es la razón por la que nacen las criptomonedas. Las mismas son monedas virtuales de administración descentralizada basadas en tecnología Blockchain. Es decir, que a diferencia del dinero fiat tradicional que tiene una contrapartida física en el dinero en efectivo. Las criptomonedas existen única y exclusivamente de forma digital en una cadena de bloques. No siendo controlada su emisión por ningún gobierno o banco central.

Este nivel de descentralización se consigue gracias a las cadenas de bloques. Pues, esta tecnología permite que la labor de ejecutar y registrar las operaciones con una criptomoneda, no sea tarea exclusiva de una sola organización. Sino que sea llevada a cabo por miles de usuarios en simultáneo. Los cuales prestan parte de su poder de procesamiento a la Blockchain, recibiendo a cambio una recompensa en la criptomoneda de la que se trate. Siendo conocida esta actividad como minería.

Así, las criptomonedas funcionan de forma prácticamente automática. Con un código fuente transparente e imposible de alterar. Una emisión de nuevas monedas automática, con límites prestablecidos y basada en la minería. Y unos niveles de seguridad contra fraudes de primer nivel. Pues, al ser miles las personas que registran las operaciones Bitcoin, se necesitaría hackearlas a todas al mismo tiempo para alterar los registros.

¿Todas las monedas virtuales son criptomonedas?

Ahora bien, aunque el concepto de criptomoneda parezca fácil de entender, hay una confusión común con respecto a las mismas. Y es que, a pesar de que existen muchos ejemplos de monedas virtuales en el mundo, no todas ellas son criptomonedas. Existiendo al menos tres tipos de activos digitales.

El primer tipo de activo digital distinto a las criptomonedas son las monedas virtuales gubernamentales. Activos digitales que están siendo diseñados por gobiernos como el de China o Bahamas para competir con las criptomonedas. Ofreciendo las ventajas de los criptoactivos, pero manteniendo la emisión y circulación de la moneda virtual en manos del banco central.

El segundo tipo es la moneda virtual empresarial. Las cuales son creadas por empresas como Wells Fargo o JP Morgan para agilizar las transacciones financieras internacionales. O en el caso de Libra de Facebook, para proponer una alternativa seria al dinero fiat a nivel mundial, pero bajo control empresarial.

Finalmente, el último tipo son las stablecoins. Las mismas tienen una gran similitud con las criptomonedas, pues también trabajan utilizando tecnología Blockchain. En la mayoría de los casos de forma descentralizada. Sin embargo, estas monedas virtuales intentan enfrentar el problema de la volatilidad en las criptomonedas, estableciendo una reserva centralizada en un activo distinto, como dólares americanos. Los cuales respaldan el valor de la stablecoin.

¿Qué criptomonedas existen?

Por lo tanto, es importante establecer una clara diferencia entre las criptomonedas. Las cuales tienen un sistema de funcionamiento mucho más descentralizado. Con otras monedas virtuales que, aunque pueden aprovechar la tecnología Blockchain, no califican como criptomonedas.

Así, es necesario que sepamos qué criptomonedas existen en el mercado. Y lo cierto es que la respuesta a esta pregunta no es sencilla, pues en estos momentos hay por lo menos 500 criptomonedas distintas en todo el mundo. Sin embargo, solo un pequeño número de ellas tienen una base de usuarios, y una utilidad técnica, que justifiquen que sean consideradas activos de inversión.

Bitcoin sigue liderando la capitalización de las criptomonedas en el mercado. Fuente: CoinMarketCap
Bitcoin sigue liderando la capitalización de las criptomonedas en el mercado. Fuente: CoinMarketCap

Por tanto, podríamos reducir la lista a un puñado de criptomonedas. Siendo la primera por supuesto Bitcoin, la cual se ha convertido en el activo financiero más redituable del siglo XXI gracias al impresionante ascenso de su precio. Poseyendo en la actualidad más del 58% de la capitalización total de cripto mercado.

Pero existiendo además otras criptomonedas que pueden representar activos de inversión interesantes, como son los casos de Ethereum, Tron y Cardano, Blockchains dedicadas a la creación de aplicaciones descentralizas. XRP de Ripple creada para facilitar transacciones internacionales. O criptomonedas dedicadas a las finanzas descentralizadas como Chainlink y Polkadot. Por lo que, tenemos múltiples opciones para agregar a nuestro portafolio de inversiones.

- Publicidad -

Posts relacionados

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -

Lo más reciente

- Publicidad -